24th mayo 2024
24th mayo 2024

España: los sindicatos esperan que el ERE de Telefónica se cubra solo con bajas voluntarias

Facebook
Twitter
LinkedIn

La adscripción voluntaria de los trabajadores de Telefónica al expediente de regulación de empleo (ERE) presentado por la empresa es “más rápida de lo esperado”, afirman fuentes sindicales. Desde que el 9 de enero se abrió el periodo para apuntarse a él, 1.470 trabajadores lo han hecho, lo que supone el 43% del total de las 3.421 de salidas propuestas por la operadora.

“Este porcentaje de adscripción es superior al que se ha producido en procesos anteriores”, señala Jesús García, secretario general de Sumados-Fetico, que junto a UGT y CCOO es uno de los sindicatos mayoritarios en Telefónica. Afirma que los primeros en apuntarse a esta salida voluntaria han sido “los que estaban más convencidos de tomar esta decisión”. Vaticina que “tras el pico de adscritos que se ha producido en las primeras semanas habrá un bajón, para volver a subir cuando se acerque el final del plazo”.

Por su parte, Diego Gallart, portavoz de UGT, advierte que aún “quedan tres semanas para apuntarse y, como ocurre en estos casos, lo habitual es que en ese periodo haya un impulso importante de las adscripciones”.

De no ser así, Telefónica podría decantarse por llevar a cabo salidas forzosas de los trabajadores hasta completar el cupo de las 3.421 recogidas en el ERE. Una circunstancia que, a juicio de Jesús García, “no esperamos que se dé”. Considera que “es difícil que eso ocurra, y si se produce, sería en un número mínimo e insignificante de trabajadores”.

Tampoco Gallart lo espera: “no nos hemos planteado que haya un número elevado de salidas forzosas. Vamos a esperar hasta que se acabe el plazo para ver qué ocurre”.

Una espera que no se prolongará, ya que el periodo de adscripción al ERE finaliza el jueves 8 de febrero, según recoge el calendario acordado por la empresa y los sindicatos. A partir de ahí, la operadora tiene seis días, hasta el 14 de febrero, para contestar, y la mayoría de las salidas se producirá el 29 de febrero, aunque el ERE estará abierto hasta el 31 de marzo de 2025.

El ERE afectará a 3.421 empleados de las tres filiales de la operadora en España, de los que 2.958 pertenecen a Telefónica de España; 397, a Telefónica Móviles, y los 66 restantes, a Telefónica Soluciones.

Condiciones al alza

La empresa y los representantes de los trabajadores firmaron el pasado 3 de enero el ERE después de unas duras negociaciones en las que también se dirimía el nuevo convenio colectivo. Los sindicatos consiguieron que la operadora rebajara de 5.124 a 3.421 las personas afectadas por el expediente de regulación de empleo, un 33% menos de lo previsto, y aceptara unas condiciones más favorables para los empleados que se acojan a él que las ofrecidas en salidas anteriores.

Así, los empleados nacidos en 1968 obtienen una renta del 68% del salario regulador hasta los 63 años y de un 38% hasta los 65. Para los nacidos en 1967, 1966, 1965 o 1964, un 62% del salario regulador hasta los 63 años y un 34% hasta los 65, a lo que se suma una prima de voluntariedad de 10.000 euros.

En cuanto a los trabajadores nacidos en 1963 o años anteriores ofrece una renta del 52% del salario regulador hasta los 63 años y de un 34% hasta los 65, a lo que también ha añadido una prima de voluntariedad de 10.000 euros.

La operadora también ofrecerá reversibilidad de rentas, lo que significa que en caso de fallecimiento de los afectados por el ERE sus herederos recibirán las indemnizaciones pendientes. También abonará el descuento de la Seguridad Social durante el paro o pagará el seguro colectivo hasta los 63 años, entre otras condiciones complementarias.

El precio del ERE

La operadora comunicó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que el ERE le costará cerca de 1.300 millones de euros antes de impuestos y no tendrá impacto en caja. Así, el coste promedio por trabajador se situará en unos 380.000 euros, una cifra inferior a la de los planes de salidas acometidos por la compañía en los últimos años.

Respecto a los ahorros anuales promedio de gastos directos se situarán alrededor de los 285 millones de euros a partir de 2025, si bien el impacto en generación de caja será positivo desde 2024, “al igual que la captura de ahorros”, señala Telefónica, ya que la salida de empleados comenzará desde el primer trimestre de 2024.

Fuente: Infobae

Scroll al inicio